revista_lun_b

Los miedos de los hombres que deciden esterilizarse.

El Viernes es el día favorito de la semana para la mayoría: es el último día de trabajo, el día de los happy hours y también el día que eligen los hombres para hacerse la vasectomía. Si, la cirugía de esterilización masculina.

Aunque aún hay ciertos temores en los cerebros varoniles, cada vez son más quienes se atreven a liberar a la mujer de las responsabilidades reproductivas. De eso da fe el doctor Pablo Pizzi (38), urólogo de la clínica Tabancura, ungido como el “Señor de la Vasectomía” desde que el 2008 creó una página web para hablar del tema y responder dudas (www.vasectomia.cl). Con fotos no aptas para miedosos.

Según cifras del Ministerio de Salud, durante el 2010 se hicieron 93 de estas intervenciones en hospitales públicos (son ambulatorias o tener un día de hospitalización máximo). El sector privado no tiene registros, pero “la cirugía ha aumentado en los últimos cinco años. En la clínica hacemos entre una y dos semanales y la mayoría llega por la web”, explica Pizzi. Y agrega que “los pacientes prefieren operarse los viernes porque el lunes ya están trabajando y no tienen que pedir licencia o dar explicaciones. Todavía prefieren mantenerlo en reserva, por el machismo y las bromas”.

– ¿Y qué cosas le preguntan los hombres en la web?

– De todo, porque hay mucho mito: si afecta el desempeño sexual, si dejan de eyacular o si duele. Preguntan incluso si podría afectar su masculinidad.

– Yaaa…

– Claro, pero todo eso es falso. Se eyacula igual, pero sin espermatozoides, que conforman el 1% del semen.

– ¿Cómo es la cirugía?

– Yo hago la “sin bisturí”, que es la más usada en el mundo. Se hacen dos pequeñas incisiones en la raíz del escroto (piel que envuelve los testículos) y con una herramienta tipo crochet se exterioriza el conducto deferente (que transporta los espermios desde los testículos). Eso se corta y los cabos del conducto se cauterizan, se ligan y se interpone una lámina de tejido entre ellos, para asegurarse.

– Suena rudo.

– No, es una ciruguía rápida y casi no tiene complicaciones. En una semana ya puedes tener relaciones sexuales.

“Los pacientes prefieren operarse los viernes porque el lunes ya están trabajando y no tiene que pedir licencia o dar explicaciones”

– ¿Cómo es el chileno que se esteriliza?

– He operado a hombres desde los 18 a 62 años, pero el perfil promedio es un paciente de unos 40 años, profesional, de clase media, media alta. Sobre las razones: están los que tienen pareja estable y no quieren tener más hijos, así que generosamente se operan ellos en vez de su mujer; los separados con o sin hijos que deciden tener el poder de su capacidad reproductiva y tomar el sartén por el mango. El último grupo es ínfimo: son hombres sin hijos que prefieren la adopción o simplemente los niños no forman parte de su proyecto de vida.

Preguntan si duele o si dejarán de eyacular. Los que se atreven, liberan de un gran peso a la mujer.

– ¿La vasectomía es irreversible? ¿Si hay arrepentidos?

– Hay que operarse pensando que es una cirugía irreversible, pero hay dos opciones: extraer espermatozoides desde el testículo y usarlos en técnicas de fertilización asistida, o la reconstitución del conducto deferente que ha sido cortado, pero la tasa de embarazos es del 30 por ciento. En todo caso los arrepentidos no superan el 3%.

Fuente: Revista M | Descargar Reportaje

2015 © Vasectomía.cl - Desarrollado por Creear

!-- / .boxed-layout --